Actividades para mejorar el trabajo en equipo y la colaboración

Los mejores equipos de trabajo son aquellos que están bien estructurados y saben cómo comunicarse e interactuar entre sí. Motivación, Participación, Organización, Compromiso, Confianza, Objetivos Comunes y Resolución de Problemas son las siete características fundamentales del trabajo en equipo. Te vamos a detallar las actividades para mejorar el trabajo en equipo y la colaboración.

¿Conoces los beneficios del trabajo en equipo, cuáles son sus especificidades, qué dinámicas de grupo tienen más sentido? Te lo diremos.

La importancia del trabajo en equipo

Índice de Contenidos

El trabajo en equipo es muy importante para que la empresa tenga éxito y logre sus objetivos comerciales. ¿Por qué? Porque todos los empleados, dependiendo de su fuerza, contribuyen al resultado general en roles específicos. Por lo tanto, un buen trabajo en equipo mejora la productividad. Sin embargo, uno malo puede hacer lo contrario.

De hecho, no solo es importante cómo trabajan juntos los diferentes miembros del grupo, cómo se complementan entre sí, sino también la atmósfera en el equipo, la atmósfera de trabajo. Una buena fomenta la motivación y el sentido de pertenencia a la empresa.

Desafortunadamente, muchas organizaciones aún confían en el talento individual, pero no consideran la posible integración de esos miembros en el equipo del que formarán parte. Los proyectos empresariales en los que un grupo de personas con diferentes conocimientos, experiencias e ideas trabajan juntas y las comparten son los que triunfan.

Actividades para mejorar el trabajo en equipo y la colaboración

Los beneficios del trabajo en equipo surgen cuando se combinan ideas nuevas y diferentes para crear mejores soluciones. Cuando el empleado se siente realizado y parte importante del equipo, todo fluye. Los principales beneficios del trabajo en equipo son:

Crecimiento personal y colectivo.

El equipo de personas con conocimientos y actitudes muy diferentes genera un alto nivel de enriquecimiento personal. Cuando todos comparten sus perspectivas y habilidades, fortalecen al grupo. Convierten el trabajo en algo productivo y gratificante que impulsa al resto.

Fomenta la creatividad

Escuchar diferentes puntos de vista estimula la creatividad de todos los miembros del equipo y aporta soluciones más eficaces a los contratiempos que puedan surgir.

Aumenta la motivación

Las decisiones que toma el equipo no las impone una sola persona. Como resultado, los empleados sienten que son una parte importante de la empresa y son tomados en cuenta. El ambiente mejora y aumenta la motivación para trabajar.

La sinergia crece

El trabajo en equipo divide las tareas, reduce el estrés de los empleados y aumenta la productividad. Las sinergias crecen porque trabajar juntos trae mejores resultados que trabajar solos.

Comunicación mejorada

En las empresas donde se fomenta el trabajo en equipo, la comunicación es más fluida y directa porque se pueden transmitir diferentes opiniones sin que se perciban negativamente. Esto mejora el ambiente de trabajo y la resolución de problemas.

Siete características del trabajo en equipo

Objetivos comunes y definidos

Si los miembros del equipo conocen a la perfección los objetivos y el plazo para alcanzarlos, será más fácil que trabajen juntos de forma óptima.

El grupo solo puede tener éxito con metas claras y fuerzas unidas en la misma dirección.

Resolver problemas

A veces no se puede resolver un problema en el primer intento. En este caso es importante que el grupo se mantenga unido y trabaje para resolver los problemas de la mejor manera posible. Encontrar a los culpables solo creará un mal ambiente de trabajo y ralentizará todos los procesos.

Es muy importante evaluar la situación, detectar los errores y compartir las ideas de todos los miembros del grupo para corregirlos de la forma más eficaz lo antes posible.

Buena comunicación y motivación

Es importante involucrar a todos en el proyecto, contando con sus ideas e informando a todos los miembros del grupo con la máxima transparencia. Cuando hay una buena comunicación y las personas se sienten valoradas, aumenta la motivación y el compromiso con la organización.

En resumen, crear una identidad compartida y crear un sentido de pertenencia a la organización para cada empleado es fundamental para que el trabajo en equipo funcione.

Trabajo en equipo participativo

Las decisiones deben tomarse en consenso con todos los miembros del equipo. Discutir las diferentes ideas e involucrar a las personas trae mejores resultados que cuando las acciones son tomadas unilateralmente por los líderes del equipo.

Sentirse involucrado en todo el proyecto también contribuye a un mayor nivel de compromiso y sentido de pertenencia.

Trabajo en equipo organizado

El equipo de trabajo debe estar perfectamente definido y organizado. Las tareas de cada empleado deben ser planificadas. Esto requiere:

  • Un proyecto que refleja los objetivos
  • Los medios disponibles o necesarios para lograrlos,
  • Los plazos para la consecución de cada uno de ellos y la ponderación de los posibles riesgos.

Aunque suele ser el líder del equipo quien hace la planificación final, es importante reflexionar sobre las ideas de las personas y que estén de acuerdo con todo antes de imponer nada.

Compromiso

Solo si los miembros del equipo están comprometidos con el proyecto, éste puede tener éxito. Las personas se involucran cuando confían y creen en lo que hacen. El compromiso de un miembro del equipo crea un patrón de imitación que puede extenderse al resto del grupo.

Confía en el equipo

La confianza en los demás es necesaria e imprescindible en el trabajo en equipo. Esta confianza se la gana por lo que dices, pero sobre todo por lo que haces.

La cooperación entre los miembros del equipo es muy necesaria. Esta es la única forma en que puede lograr sus objetivos. No importa lo bien que trabaje una persona, el trabajo en equipo no funciona si no actúan en armonía y no confían los unos en los otros.

Cinco actividades para fomentar el trabajo en equipo

Trabajar en equipo aumenta la efectividad de los resultados, pero reunir a personas muy diferentes no siempre es fácil. Por eso es recomendable en las empresas realizar actividades para fomentar el trabajo en equipo:

El comunicador

Es una de las actividades de team building más efectivas. Sirve para comprobar y mejorar la comunicación. habilidades de los miembros del equipo.

Uno de ellos hace un dibujo que los demás no pueden ver. Tienen que dibujar lo que piensan con las instrucciones de la persona que hizo el dibujo. Al final, se compara el original con lo que dibujó cada miembro del equipo.

Utilizando las mismas pautas, los dibujos suelen ser lo suficientemente variados como para estimular la reflexión sobre la importancia de escuchar, hablar e interpretar las palabras de los demás.

El dado

Esta dinámica de grupo sirve para analizar las capacidades de cada individuo y así repartir correctamente las tareas.

¿Qué es? Los miembros del equipo se dividen en varios grupos. Todos los equipos tienen la tarea de crear la misma cantidad de cubos de papel, pero tendrán diferentes materiales.

Por ejemplo, un grupo tiene un par de tijeras y otro grupo tiene tres, y así sucesivamente. Una vez completada la prueba, se verifica la calidad y cantidad de los cubos producidos. Se analiza el proceso, los resultados y la resolución de problemas.

El tiempo

En esta actividad de trabajo en equipo, el equipo se divide en dos. Competirás para completar un desafío, como un rompecabezas en un tiempo determinado.

Con este ejercicio veremos las dificultades que surgen en la organización del trabajo, los conflictos de liderazgo, cómo negocian entre ellos y cómo dialogan. Al observar todas estas situaciones, será posible resolver mejor las deficiencias.

El salvavidas

Esta actividad grupal está diseñada para mejorar la colaboración entre los trabajadores, fomentar la comunicación y enseñar a tomar decisiones de manera justa.

Diferentes personas interpretan los papeles de un joven, un anciano, un niño, una mujer de mediana edad, un sacerdote, etc. – el resto de los miembros deben ponerse de acuerdo para salvar a uno solo. Tienes que decidir qué decisión sería la correcta para no acabar con la especie humana. Esta es una de las actividades de team building más divertidas.

Cliente insatisfecho

En este caso, una persona actúa como cliente insatisfecho y otra como dependiente que debe resolver la situación. Se agradece la actitud, las palabras y en definitiva la forma en que se utiliza la inteligencia emocional para convertir a un cliente insatisfecho en uno feliz.

El resto del equipo pasará por cada uno de los roles y se variarán los casos para que los segundos no tengan más tiempo para pensar que los primeros.

Solo empieza

Desarrollar un trabajo en equipo y una colaboración positivos es un proceso tedioso y que requiere mucho tiempo, pero vale la pena. Una vez que comience, sus empleados actuarán como una fuerza laboral unificada e imparable.

 

Deja un comentario